La eólica fue la principal tecnología de generación, con un 21. El 49,8 % de la generación nacional de este mes fue renovable y el 69,2% fue libre de emisiones de CO2 equivalente. La fotovoltaica generó el 14,9% y la termosolar el 3%.

La demanda eléctrica nacional del mes de mayo se estima en 20.274 GWh, un 0,4% inferior a la registrada en el mismo mes de 2021. Si tenemos en cuenta los efectos del calendario y las temperaturas, la demanda nacional desciende un 2,9%.

En los cinco primeros meses de 2022, la demanda se estima en 104.070 GWh, un 2% menos que en el mismo periodo de 2021. De nuevo, una vez corregida la influencia del calendario y las temperaturas, la demanda es un 2,5% inferior a la registrada en el año anterior.

En el mes de mayo, y según datos estimados a día de hoy, la generación procedente de fuentes de energía renovable representó el 49,8% de la producción. El 69,2% de la producción eléctrica procedió de tecnologías que no emiten CO2 equivalente.

Por su parte, la generación de origen eólico en mayo fue de 4.641 GWh y supuso el 21% del mix, lo que la ha situado a la cabeza de la producción eléctrica de nuestro país por tercer mes consecutivo. Por detrás se posicionó la nuclear con el 18,5%, y el ciclo combinado, que generó el 17% de total.

La demanda de energía eléctrica desciende un 1,2% en el sistema eléctrico peninsular

En el sistema eléctrico peninsular, la demanda de mayo se estima en 19.059 GWh, un 1,2% inferior a la registrada en 2021. Teniendo en cuenta los efectos del calendario y las temperaturas, la demanda disminuye un 3,9%.

En los cinco primeros meses de 2022, la demanda de energía eléctrica en la Península se estima en 98.242 GWh, un 2,7% menos que en 2021. En este caso, una vez corregida la influencia del calendario y las temperaturas, la cifra es un 3,2% inferior a la registrada en el mismo periodo del año anterior.

Durante este mes y según datos estimados a día de hoy, el 51,7% de la generación peninsular fue de origen renovable y el 72,3% procedió de tecnologías que no emiten CO2 equivalente. Por su parte, la eólica registró 4.522 GWh y aporto el 21,7% de la electricidad, siendo la primera tecnología de generación, por delante de la nuclear que aportó el 19,6% del total. La solar fotovoltaica (15,4%), el ciclo combinado (con el 14,9%), y la hidráulica y cogeneración (9,2%) completan el ranking de las tecnologías que más han generado este mes.

La demanda de energía eléctrica aumenta un 23,8% en Baleares y un 11,6% en Canarias en mayo

En las Islas Baleares, la demanda de energía eléctrica en este mes se estima en 470.917 MWh, un 23,8% superior a la registrada en mayo de 2021. Si se tienen en cuenta los efectos del calendario y las temperaturas, el aumento se sitúa en el 20,8% con respecto al ejercicio anterior. En los cinco primeros meses de 2022, la demanda bruta balear se estima en 2.210.412 MWh, un 10,4% más que en el mismo periodo de 2021.

En cuanto a la generación, el ciclo combinado, con un 74,6% de la energía producida en Baleares, fue la primera fuente del archipiélago en mayo. Así, la energía renovable y sin emisiones de CO2 equivalente generada en la comunidad balear representa un 8,6% del total. Además, durante este mes el enlace submarino entre la Península y Mallorca contribuyó a cubrir el 6,6% de la demanda eléctrica balear.

Por su parte, en el archipiélago canario, la demanda de energía eléctrica se estima en 712.065 MWh, un 11,6% superior a la registrada en mayo de 2021. Si se tienen en cuenta los efectos del calendario y las temperaturas, la demanda aumenta un 11,4% respecto al año anterior.

En los cinco primeros meses de 2022, la demanda canaria en términos brutos se estima en 3.457.946 MWh, un 10,9% más que en el 2021.

En cuanto a la generación eléctrica en Canarias, también el ciclo combinado, con un 44,3% del total, fue la primera fuente en el mes de mayo. Así, las renovables y tecnologías libres de emisiones representaron el 21,6% de la producción, siendo la aportación de la eólica de un 16,7%.

Fuente: Helionoticias.