El año 2019 ya fue testigo de la finalización exitosa de dos centrales de energía termosolar concentrada (CSP) en China, la termosolar de Torre de sales fundidas de 50 MW Luneng Haixi y el Proyecto de CSP de Torre de sales fundidas de 50 MW de China Gonghe. Junto con las tres centrales termosolares operacionales terminadas en 2018, China ahora posee 5 centrales termosolares solares comerciales a gran escala con una capacidad total de 300 MW en operación.

Además, otros 4 proyectos de demostración de energía termosolar están en la última etapa de construcción y se conectarán a la red pronto, a finales de este año 2019 o mediados de 2020.

De hecho, China se convierte en el mayor contribuyente en el desarrollo de nuevos proyectos globales de CSP en los últimos dos años, y el mercado está experimentando con nuevas tecnologías de termosolar.